//Yucatán, una futura potencia en deporte paralímpico

Yucatán, una futura potencia en deporte paralímpico

La adición de la metodóloga Marisol Ponciano Flores, especialista en deporte adaptado, al equipo del Instituto del Deporte (IDEY) marcará una diferencia notable y reforzará las acciones en materia de inclusión que impulsa el Gobernador Mauricio Vila Dosal, aseguró el seleccionado paralímpico Erick de Santos Espinoza, quien buscará su boleto a los Juegos Olímpicos de Tokio 2021 en lanzamiento de disco.

Durante su participación en el programa Charlas Deportivas del IDEY, el invitado se refirió al esfuerzo que se realiza en la entidad por apoyar a atletas con discapacidad.

Sobre esto platicó con el jefe del Centro Paralímpico, René Ledezma Abdala, el cual compartió sus vivencias, siendo que ambos son destacados competidores en silla sobre ruedas.

“Ponciano Flores es una de las mejores profesionales en el movimiento paralímpico y seguramente, dejará muy buenos resultados a mediano y largo plazo”, señaló el entrevistado.

Con Marisol y René coincidimos en varios puntos de lo que hay que cambiar en las nuevas generaciones de deportistas con discapacidad, quienes comparten la misma ideología de mejorar esta modalidad, ya que son el activo más importante que tenemos en nuestras agrupaciones, pues el país cuenta con mucha gente capaz y preparada, afirmó.

Para Erick de Santos, la conjunción de esfuerzos entre todas y todos los actores que trabajan con este sector será un punto clave para el éxito y la formación de nuevos valores, que considera, es lo que se necesita a nivel nacional: trabajar en la captación de nóveles talentos.

“Recuerdo cómo llegué al deporte adaptado y me deja pensar que no se ha trabajado mucho en fomentar nuevos valores en general en México; llegamos solos, de la mano de un entrenador, porque no hay muchas escuelas de formación y captación en el país y eso es lo que hay que cambiar”, sostuvo.

El mexiquense explicó que él adquirió la discapacidad por un hecho desafortunado: “yo nací en el deporte y era futbolista, pero un accidente me dejó en silla de ruedas, así que tuve que buscar un esquema que me llenara para practicar actividad física y eso me llevó al deporte paralímpico, consiguiendo llegar a los Juegos Olímpicos de Río, donde ocupé el sexto lugar y ahora buscaré repetir en Tokio, pero iré por el medallero”.

“Empecé a trabajar, pero los entrenadores me enseñaron que hay que buscar características físicas que se adecuan a tu perfil; yo tengo huesos fuertes, tengo fuerza en los brazos y aunque no me gustaban los lanzamientos, le agarré pasión al atletismo de campo. Hubo una estrategia, me arropó el deporte y comencé a destacar hasta llegar a competir a nivel internacional”, relató.

Por último, matizó que Yucatán tiene una gran ventaja contar con un equipo multidisciplinario que apoya el IDEY, porque cuando compites a nivel internacional hay un grupo de especializas de entrenamiento, medicina, nutrición, psicología, fisiatría y personal auxiliar. “Si en algo fallamos, echamos a perder el trabajo de todos y hay que responder a la confianza de todos ellos”, subrayó.

El Centro Deportivo Paralímpico, ubicado en el Periférico norte de Mérida, sirve para entrenar a atletas con discapacidad, además de que se han realizado distintas acciones por parte del Gobierno del Estado para fortalecer a este segmento de nuestra población.

Por ejemplo, el titular del IDEY, Carlos Sáenz Castillo, solicitó a la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade) que la entidad sea la sede de los Juegos Nacionales Paralímpicos, hecho que fue aceptado, pero por la contingencia sanitaria, el evento fue reprogramados para 2021, lo que servirá para sensibilizar a la sociedad en la importancia de esta actividad y promoverla en Yucatán.